Cotiza con Nosotros

Nueva apertura de sectores econòmicos en Colombia

Nueva apertura de sectores econòmicos en Colombia

Es un hecho: la reactivación económica de nuestro país empezó desde agosto con la reapertura, bajo estrictos protocolos de seguridad, de varios sectores económicos que son fundamentales para la economía de Colombia. El acero inoxidable en la parte de bioseguridad va a jugar un papel central en la reactivación gracias a sus propiedades higiénicas.

¿Cuàles son los sectores econòmicos que se van a reabrir?

El gobierno nacional publicó a finales de julio la Resolución No. 1285 de 2020. En esta define los protocolos de bioseguridad adoptados para el manejo y control del riesgo del Coronavirus en servicios y actividades relacionadas con el turismo.

Específicamente en lo que tiene que ver con el alojamiento en hoteles, en apartahoteles, centros vacacionales, espacios rurales  y otros tipos de alojamiento para visitantes. Además, para actividades de zonas de camping, parques para vehículos recreacionales, servicio por horas y otros tipos de alojamiento.

Los protocolos definen una serie de pasos a seguir y de normas a acatar para evitar que el coronavirus se expanda y contagie a más personas mientras interactúan en este tipo de espacios.

El acero inoxidable en la parte de bioseguridad va a ser un elemento supremamente importante por las propiedades higiénicas con las que cuenta. Por ejemplo, su resistencia a albergar virus y bacterias, y su facilidad para ser limpiado.

¿Cuàles son las ventajas del acero inoxidable en cuanto a la higiene?

El acero inoxidable se describe comúnmente como un metal autorreparable, ya que puede mantener sus altos niveles de estructura y usabilidad en una variedad de entornos desafiantes.

Puede soportar temperaturas altas y bajas, condiciones húmedas y secas, y sobrevivir a golpes y abrasión sin daños. Su revestimiento de superficie se conoce científicamente como la capa “pasiva”, que permite que el metal resista el daño de factores externos.

Los requisitos de higiene para el acero inoxidable en el entorno de trabajo pueden ser intensos y exigentes, desde productos de consumo como cubiertos y herramientas de preparación de alimentos, hasta equipos médicos y de producción. Los materiales deben ser aptos para uso interno y externo para humanos y animales, evitando que bacterias dañinas contaminen al usuario final.

Para poder hacer esto, el acero debe ser fácil de limpiar, pero también completamente no absorbente, asegurando que una superficie limpia será suficiente para eliminar todas las bacterias y gérmenes. El acero inoxidable no contiene poros, grietas ni espacios abiertos para las bacterias, incluido el sabor y el olor para incrustarse, ya que es una pieza de material autónoma.

Por estos motivos es que el acero inoxidable es un excelente aliado para mantener las condiciones de bioseguridad durante la reapertura económica.